ANTES DE ESCRIBIR


La propuesta que has elegido precisa de una serie de actividades a realizar. Las hemos resumido en los siguientes puntos:

1.- Buscar un relato no demasiado largo. Una vez conocido hay que leerlo buscando la manera en que podemos pasar de la estructura narrativa a convertirla en un texto representable delante del público.

2.- Leer texto dramáticos breves como pasos, entremeses y farsas que te sirvan de ejemplo y modelo para tu trabajo. Te ofrecemos algunos enlaces en los que podrás encontrar este tipo de textos.

3.- Delimitar las escenas que va a tener la representación y describir sus elementos : tiempo, lugar, personajes y tipo de intervención: diálogo, soliloquio, monólogo. Estas actividades deben resolver el problema de desaparición del narrador y todo la estructura de una narración.

4.- Evaluar enviándolo a los Alquimistas este plan inicial.

5.- Una vez corregido hay que planificar cada escena de acuerdo a como se escribe un texto teatral. Y comenzar a  escribirlos diálogos y acotaciones utilizando las convenciones lingüísticas del teatro.

6. Corregir el texto de acuerdo a las preguntas que se te ofrecen y según las indicaciones de los alquimistas. Finalizarlo.