Los hermanos detectives. Aarón Carot.

En una ciudad que nunca duerme, ocurrían numerosos crímenes misteriosos, que pocas veces eran investigados. Tres detectives, Antonio, Alberto y Aarón, fueron los encargados por las autoridades de investigar estos casos.

Señor Alcalde.-( Llama a la puerta). ¿Puedo pasar? soy el Alcalde.

Detectives.- Pase y siéntese, vamos a hablar de lo ocurrido.

Alberto.-Éstos hechos son muy graves y necesitamos llevar los casos con la mayor discreción posible.

Aarón.- Quiero más datos, iré a interrogar a los familiares de las víctimas.

Antonio.-(Con un tono arrogante). Vamos a ponernos manos a la obra cuanto antes.

Señor Alcalde.-Confío en vuestra profesionalidad.

Alberto.-(Con seguridad le dice al Alcalde). Resolveremos los casos, puede estar seguro.

Detectives.-( Entusiasmados). Vamos a organizarnos, esta semana tenemos que obtener resultados concluyentes.

Detectives.- (Se dirigen a la zona donde ocurrieron los crímenes).Precintamos la zona y buscamos pruebas.

Antonio.- (Alarmado) ¡He encontrado el arma del crimen! se trata de un "punzón".

Aarón.- Es cierto, todas las víctimas presentan la misma señal.

Alberto.-( Con tono seguro). Se trata de la misma persona, ¡vamos ahora mismo a preguntar a todas las ferreterías de la zona!

Detectives.-( Hablando con el dueño de una ferretería). Háganos una descripción de todas las personas que hayan comprado un punzón en esta última semana.

Dueño de la ferretería.-( Asustado). Ha sido una persona la que ha comprado punzones.

Alberto.-( Dice al dueño de la tienda). Venga con nosotros a la comisaría y haremos un retrato robot con la descripción que nos haga de esa persona.

Dueño de la ferretería.-( Describe a la persona). Voy a ser lo más exacto posible: era un hombre alto, con bigote, buen aspecto, pelo canoso y de cincuenta años aproximadamente.

Detectives.- (Dicen al señor de la ferretería). Muchas gracias por su colaboración, le llamaremos si necesitamos saber algo más.

Antonio.- (Exaltado viendo el retrato robot). A este señor yo lo he visto alguna vez, se trata de una persona cercana al barrio.

Aarón.- Estamos cerca de nuestro sospechoso, vamos a buscarlo.

Alberto.-(En el coche). He visto en esa esquina a un hombre con esas características un poco acelerado, como si fuera huyendo, vamos tras él.

Aarón.-( Le dice a Antonio). ¡PISA FUERTE EL ACELERADOR!

Antonio.-( Muy emocionado). Estamos a su altura, tendréis que lanzaros a por él.

Alberto.-( Dice al sospechoso). ¡Alto! Somos detectives de la policía, queda usted arrestado.

Aarón.-( Llama por el teléfono móvil al Alcalde). Tenemos al culpable, es él, estamos seguros.

Señor Alcalde.- (Le responde). Gracias por su colaboración, sabía que lo conseguiríais. ¡Enhorabuena! pronto tendréis una recompensa. Adiós.

Detectives.- (Orgullosos de lo conseguido). ¡Somos los mejores! Nos merecemos la noche libre, iremos a cenar al mejor restaurante de la ciudad.